Despacho de Satine

Ir abajo

Despacho de Satine

Mensaje por Kashiel el Lun Ago 15, 2011 5:44 am

Despacho de la profesora de Agua y de montar basiliscos.

_________________
.
avatar
Kashiel
Director de la Escuela

Elemento : Aire
Raza : Ángel
Mensajes : 151
Fecha de inscripción : 14/08/2011
Edad : 1216

Ver perfil de usuario http://escueladefantasia.foro-activo.com

Volver arriba Ir abajo

Re: Despacho de Satine

Mensaje por Chrustiun Vluck el Dom Ago 28, 2011 5:32 am

Off.
Rol privado entre Satine, Christian y Elynia. Por favor, no os metáis a joderlo xD


On.
Joder, acababa de llegar a la Escuela y ya tenía que ponerme a interpretar al alumno amable, educado y aplicado el primer día. Porque después de la noche que había pasado estudiando aquel libro, tenía intención de dormir por el día, como todo vampiro decente, para al menos aprovechar los pocos días que me quedaban antes del comienzo de curso, pero ¡nooo!, que la profesora de Agua, una tal Satine a quien no recordaba de otros cursos, se había enterado de que estaba allí y quería verme. ¡Joder! ¿Qué querría ahora? No había hecho nada malo, de eso estaba seguro. Me entró por un momento la curiosidad sobre la profesora, por qué estaba allí si no había sido alumna y qué querría de mí, pero... Pshé, era profesora de Agua. Vaya elemento más cursi, por favor. No podía esperar nada interesante de alguien de Agua...

En fin, pasaba de conseguir problemas antes si quiera de empezar el curso, que no me apetecía que me expulsaran. Ya me había hecho a la idea de estudiar allí y realmente no pintaba mal, después de todo, así que dejé todas mis cosas en una cama algo apartada del resto, en una esquina y al lado de una antorcha, y las miré con desconfianza. A la mierda, no había demasiados estudiantes malos, al menos en comparación conmigo, pero para evitar problemas, puse un hechizo protector sobre el lugar. Si alguien intentaba robarme, iba a tener una desagradable sorpresa.

Salí de la torre de Fuego para acceder por la planta baja a la de Agua, y aproveché el trayecto para evaluar el edificio. Realmente los muy idiotas se habían esforzado en reconstruirlo, cuando probablemente Morte volvería a atacar y todo su esfuerzo no habría servido de nada. En fin, allá ellos, a mí me daba igual. Los pasillos estaban prácticamente desiertos, y era fácil que este año hubiera muchos menos estudiantes, y encima la mayoría totalmente inútiles en la magia. Bah, la Escuela no volvería a sobrevivir a otro ataque de Morte.

Cuando finalmente llegué ante la puerta del despacho de Satine, descubriendo que en realidad era un demonio por el olor que percibía al otro lado de la puerta, cambié casi automáticamente mi expresión malhumorada y tensa por otra relajada, amable y educada, aunque no puse una sonrisita tonta, pues eso ya sería demasiado patético. Di dos suaves golpes contra la puerta y coloqué mi mano sobre el pomo, y mientras empujaba la puerta volví a pensar en que su olor me indicaba que era un demonio. Demonio, Satine.. Un momento, ¿no sería..?

Terminé de abrir la puerta, confirmando la idea que acababa de pasar por mi cabeza. Satine, de Agua. Ahora la recordaba. Vaya que si la recordaba. La bonita demonia a la que conocí el curso pasado en el Fangtasía. Estuve realmente tentado de fruncir el ceño, contrariado. ¿Qué hacía ella de profesora de Agua en una escuela como esta? Su fría expresión no decía nada bueno, y si había algo que estaba claro es que tramaba algo. Bien, a mí realmente me daba igual lo que tuviera pensado hacer; simplemente me sorprendió.

Pero era demasiado buen actor como para exteriorizar algo de todo esto, de modo que mi expresión educada y sumisa no cambió un ápice cuando la vi. Como no sabía qué quería de mí, decidí actuar con cautela, y esperar a que fuera ella quien me mostrara sus intenciones antes de tratarla con ninguna familiaridad. No actuaría como si no la conociera, pero sí como si fuera una profesora normal y corriente.

-
¿Me buscaba, profesora? - pregunté con voz baja y suave mientras terminaba de entrar en el despacho y cerraba la puerta a mis espaldas.
avatar
Chrustiun Vluck
Alumno poderoso

Elemento : Fuego
Raza : Vampiro
Mascota : Dragón
Mensajes : 51
Fecha de inscripción : 16/08/2011
Edad : 470
Humor : Sarcástico y cruel

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Despacho de Satine

Mensaje por Satine el Lun Ago 29, 2011 1:05 pm

Caminé por los pasillos mirando a mí alrededor imaginándome a mí a final de curso, más o menos, como la dueña de todo eso. Estaba deseosa de atacar de nuevo, pero los pocos Mortem que quedaban eran unos auténticos incompetentes, quitando a tres o a cuatro. Inspiré profundamente, arrepintiéndome al momento de haberlo hecho por el cargado olor a Ángel que había en el pasillo y me dirigí, con la cabeza alta, hacia mi despacho. Black estaría a punto de llegar.
Una vez sentada en el mullido asiento del despacho, pensé en la noche en la que le conocí, en el Fangtasia. Desde aquel momento mi subconsciente imaginaba tenerlo en los Morte. El chaval no era un incompetente y, según había entendido, le importaba una mierda la escuela. ¿Por qué no unirse a nosotros y hacerse con el control de ella? Aún ensimismada, apoyé los codos sobre el escritorio y el rostro sobre las manos.


-Sí, adelante- murmuré al escuchar los dos golpes que dieron en la puerta. Miré el reloj que tenía en la muñeca y, aunque por el olor ya lo sabía, comprobé que era la hora en la que había “quedado” con Christian. Con una seca y divertida sonrisa, me puse en pie y me acerqué a él -Profesora ¿eh? No sabía que te fuese ese… Rollo- comenté echándome el pelo hacia atrás con aire de suficiencia. Cuando hubo cerrado la puerta, continué en voz un poco más alta, retirando toda diversión de mi rostro. - Dejémonos de gilipolleces. Supongo que sabrás por qué estás aquí… Quiero controlar esto. Quiero la escuela para mí. Y te quiero a ti entre los míos.

Cuando terminé de decirlo, me eché hacia atrás y comencé a caminar por el despacho, escuchando atentamente el sonido de los tacones golpear el suelo, como si fuese increíblemente interesante. Estuve así durante varios minutos, escuchando cada sonido mientras, de nuevo, me volvía a imaginar un ataque a la escuela y, esta vez, los Morte vencíamos... Me acerqué al escritorio y me senté sobre él, cruzando las piernas. Supuse que sabía qué estaba en juego si me daba una negativa. Alcé una ceja mientras le miraba, esperando una respuesta a mis palabras.




avatar
Satine
Profesora de Agua

Elemento : Agua
Raza : Demonio
Mascota : Basilisco (Salazar)
Mensajes : 21
Fecha de inscripción : 15/08/2011
Edad : 23

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Despacho de Satine

Mensaje por Chrustiun Vluck el Lun Ago 29, 2011 8:29 pm

Me permití sonreír levemente, con malicia, y esperé unos deliberadamente pausados segundos antes de, finalmente, comenzar a abrir la boca para hablar. En todo ese tiempo, mi rostro había permanecido neutro, aunque el brillo de diversión de mis ojos no me lo quitaba nadie. Activé mentalmente el perfil de persona burlona y busqué irritar a Satine en medida de lo posible mientras meditaba. Porque era rabiosamente divertido.

-
Vaya - dije con tranquilidad, y volví a callarme. Para aumentar su impaciencia, básicamente. Entonces, con paso lento, me encaminé hasta su escritorio, aún con la sonrisa maliciosa y divertida en el rostro, y me senté en una de las sillas que había frente a ella. Otro par de segundos en silencio y por fin me decidí a volver a hablar, con un tono un tanto irónico, y muy burlón -. De modo que, la.. poderosa Satine, necesita mi ayuda - remarqué cada una de esas palabras y dije la frase lentamente.

En realidad, me mostraba mucho más relajado de lo que estaba. Es que ya le valía a la tía, revelarme que era la líder de Morte. Muchas gracias, pero era algo que no quería saber. Porque a mí Morte me daba igual, pero estaba claro que ella no iba a permitir que un no-mortem supiera su identidad. Es decir, o me unía a Morte, o no salía vivo del despacho. Eso era una forma de hablar, por supuesto, pues por muy profesora o mortem que fuera, dudaba que me venciera, especialmente teniendo en cuenta la indudable superioridad del Fuego sobre el agua, pero... vamos, que era una combatiente digna a tener en cuenta, y pasaba de problemas, que el curso ni si quiera había empezado, joder.

Fui preparando, pues, una respuesta afirmativa a su propuesta. Seguía pasando de Morte, pero era mejor no mostrárselo a Satine, y contarle después la verdad al angelito del director, cuando ella ya no me pudiera hacer nada. Sin embargo... bueno, nunca me había planteado ser mortem porque no creía en su causa, pero ¿por qué no? Pasaba de la Escuela, me parecía patética en muchos aspectos, y lo que es miedo a los que eran fieles a ella, no tenía demasiado. La idea de formar parte de "los malos de la película" tenía su encanto, pero seguía sin convencerme. No sé, nada me motivaba a hacerlo.

Había pensado todo esto mientras me paseaba lentamente por el despacho de Satine y me sentaba ante ella, y se podía decir que mi mente prodigiosa pensaba bastante rápido, de modo que fue totalmente deliberado el pequeño espacio de tiempo que hubo entre mi última frase y mi siguiente movimiento. Éste consistió en recostarme sobre la silla en una posición algo pasota, muy relajada, y volver a mirarla.

-
¿Por qué iba a aceptar, Satine? ¿Qué ganaría yo de todo esto?

En parte era también para picarla e impacientarla, en parte para ganar más tiempo para pensar. Pero sí que me interesaba su respuesta. "Persuádeme", le dije mentalmente, pues a lo mejor me decía algo que sí me interesaba.
avatar
Chrustiun Vluck
Alumno poderoso

Elemento : Fuego
Raza : Vampiro
Mascota : Dragón
Mensajes : 51
Fecha de inscripción : 16/08/2011
Edad : 470
Humor : Sarcástico y cruel

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Despacho de Satine

Mensaje por Satine el Miér Ago 31, 2011 11:26 am

Con las mandíbulas apretadas esperé a que terminase de hablar, no iba a dejar que me viese irritada porque, sin duda, era eso lo que estaba buscando. Al ver que se sentaba en una de las sillas que estaban enfrente del escritorio, volví de nuevo a mi asiento y me recosté sobre el respaldo, mirándole con apariencia serena. Tardé unos segundos en responder, pues estaba pensando en responder de forma más o menos civilizada o ser grosera, como mejor me expresaba. Tras meditarlo, decidí que tampoco importaba, si total...

- Sinceramente... Ganarías bastante estando a mi lado -comenté mirándole. No quería soltarle directamente un "seguir con vida, por ejemplo", no sabía muy bien el motivo, pero no me apetecía decirlo - Si cumples tus cometidos, por supuesto. Tienes poder y aceptando mi propuesta éste se incrementaría. El control de la escuela y el de los seres que habitan en ella... ¿Qué mas quieres? -me di cuenta que, conforme hablaba, me había ido acercando más a él y ahora estaba apoyada en el escritorio. Me eché hacia atrás pesadamente, volviendo a pegar mi espalda contra el sillón.

Sin dejar de mirarle, reprimí un suspiro. Puede que pasasen dos segundos en silencio, pero a mí se me hicieron horas. Quería saber su respuesta, y la quería ahora. En ese momento tenía el rostro serio, con la barbilla ligeramente alzada. Ya me había imaginado que no sería tan fácil como con los demás hacer que Christian aceptara, pero no iba a permitir que me toreara mucho más. Me miré las manos durante un segundo y me pregunté cual sería la forma más rápida y a la vez dolorosa de matar a alguien -supuse que por si Christian me daba una negativa- Con una indiferencia que para nada sentía, le volví a mirar, esperando una respuesta impaciente, pese a que no hubiesen pasado más de cinco segundos desde que terminé de hablar.
avatar
Satine
Profesora de Agua

Elemento : Agua
Raza : Demonio
Mascota : Basilisco (Salazar)
Mensajes : 21
Fecha de inscripción : 15/08/2011
Edad : 23

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Despacho de Satine

Mensaje por Chrustiun Vluck el Miér Ago 31, 2011 12:01 pm

Seguí con la vista clavada en Satine, sin cambiar ni un ápice mi expresión tranquila y calmada, pero obviamente prestándole atención. Ella pareció decidir actuar como si no la estuviera irritando y seguirme el juego, recostándose también en el sillón. Esto me resultó divertido, como su de alguna forma hubiera ganado una especie de combate en el que hasta ahora no sabía ni que participaba.

Creí sentir como si una brisa algo fresca entrara por la puerta, pero no le presté atención, porque en ese momento Satine volvió a hablar. Que si control, que si poder. Bah. Mentiras, mentiras bonitas recubiertas de oro para poner los dientes largos y atraer a la gente, eso estaba claro, pero a mí no me la colaba. En cualquier caso, conmigo Satine tenía la ventaja de que en realidad controlar la Escuela no me interesaba lo más mínimo, de modo que sus mentiras no afectaron negativamente a mi decisión.

En parte lo había hecho para ganar un poco más de tiempo mientras seguía cavilando la idea de ser un mortem. Hombre, me tiraba para atrás el hecho de que no era la primera vez que lo había pensado, y había rechazado la idea. Pero pff en realidad me atraía, para qué negarlo.

Satine empezaba a impacientarse de veras, de eso no cabía duda, y me pareció rabiosamente divertido. Fui consciente de cómo se miraba un instante las manos, parecía ansiosa por descargar la tensión que se le estaba acumulando, que yo estaba haciendo que se le acumulara. Decidí hablar ya para calmar un poco su impaciencia, algo de miedo sí que daba.

Pero no podía negar que me había sentido un poco humillado cuando ella me trató como a un idiota cualquiera, y así lo demostré. Me incorporé un poco sobre la silla, poniendo la espalda recta.

-
¿El control de la Escuela? Eso vende mucho para tus seguidores, supongo. Pero está claro que aquí la que tendría el control serías tú - No había dicho que no aceptara, pero quería dejar claro que no era un idiota con el que pudiera jugar ni al que pudiera manipular.

Pero insisto en que no me había negado, y es que la idea de ser un mortem realmente me empezaba a gustar. Una vez ganada la guerra, tal vez no tuviera interés, pero el proceso podía resultar interesante. Alumnos y profesores masacrados y torturados, realmente eso no podía ser malo. Quería que mi paso por la Escuela fuera breve, pero que mi nombre fuera recordado con temor por sus miembros durante mucho, mucho tiempo, y me sabía capaz de lograrlo.

Entonces pensé que tal vez a Satine se le ocurriera la feliz idea de convertirme en una especie de "chico de los recados", alguien sin importancia que no hiciera cosas demasiado interesantes y con una clase baja dentro de cualquiera que fuera su pequeña sociedad de Morte. Y, si había algo que estaba claro, era que por ahí no pasaba.

Dejé totalmente de lado la actuación y me puse serio. Vale, Satine, has conseguido captar mi atención. Ahora el juego ya no me interesaba porque esto era importante, y miré a Satine a los ojos fijamente. Me puse de pie, aún frente a su escritorio, y volví a hablar.

-
Quiero una posición elevada, Satine - le dije, en un tono que no admitía réplica -. No pienso ser el último mono en tu circo de marionetas para alcanzar el poder. Soy consciente de lo valioso que soy y no permitiré que no se me reconozca, así que quiero ser de los más importantes miembros de tu grupo. No creas que voy a aceptar sólo por miedo a que me ataques, porque sé defenderme - dejé de mirarla y volví a caminar por el despacho hasta llegar a una ventana, aún cerca de Satine. Seguí hablando mientras miraba por la ventana, aunque no le presté atención a lo que había fuera -. A cambio, te ofrezco la seguridad de que jamás intentaré usurpar tu puesto, ya que para mí esto es diversión y no tengo interés real en el dominio de esto; es algo que muchos de tus seguidores no podrían ofrecer, ya que teniendo en cuenta la gentuza de la que te rodeas, no dudarían en destruirte para hacerse ellos con el poder.

Y ya está. Al conseguir captar de verdad mi atención, también había disipado mi desgana inicial. Ahora, si se negaba a concederme esto y decidía atacarme, si buscaba una buena pelea, la encontraría.
avatar
Chrustiun Vluck
Alumno poderoso

Elemento : Fuego
Raza : Vampiro
Mascota : Dragón
Mensajes : 51
Fecha de inscripción : 16/08/2011
Edad : 470
Humor : Sarcástico y cruel

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Despacho de Satine

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.